3 preguntas para decidir cuántos comités necesitas

Si quieres tener una estructura de gobierno corporativo eficiente, es vital asegurarte de que el número y la composición de tus comités son los adecuados para tu organización.

Pero no siempre es fácil llegar a un número con el balance correcto entre hacer todo lo necesario y no dar demasiada complejidad a la estructura.

Si no estás seguro de dónde empezar, comienza respondiendo estas tres preguntas.

1. ¿Qué funciones necesitas que se cumplan en los comités?

En términos generales, y para asegurarte de que se cumplirán todas las normativas y regulaciones, debes comenzar con cuatro: el comité de auditoría, el de remuneraciones, el de nominaciones y el de riesgos.

Con ellos como punto de partida, considera las necesidades de tu organización y evalúa si las funciones de uno de ellos pueden ser cumplidas por otro, o si necesitas añadir alguno más.

Un buen primer paso es pensar en cuánta actividad tendría cada comité con sus funciones asignadas, y crear una estructura lo suficientemente flexible para permitir agregar nuevos comités si la carga de trabajo de uno aumenta demasiado.

2. ¿Qué tan grande es tu organización?

Si una organización grande no tiene suficientes comités, es probable que se creen “cuellos de botella” a la hora de tomar decisiones estratégicas. Si una pequeña tiene demasiados, pueden convertirse en un desperdicio de recursos.

Establece suficientes comités para cubrir toda tu estructura organizacional, incluyendo todas sus divisiones, los países en los que opera, etcétera.

3. ¿Cuántos comités tienes la capacidad de supervisar?

En las organizaciones grandes con una gran variedad de comités, es esencial que la Junta Directiva pueda mantener una visión clara de su estado para asegurar que la organización trabaje con eficiencia.

Aquí es donde la tecnología puede ser de gran ayuda, con la implementación de un software de gestión de juntas, consejos y comités, que permita identificar rápidamente las tareas que lleva a cabo cada comité, y si las cosas no van como deberían. Además, estos pueden ayudar con la colaboración entre comités, garantizando la visibilidad y el respeto a la línea de mando.